Educación Chile – Registro ATE – Ministerio de Educación

Debate en el aula: Los grandes beneficios de este recurso didáctico

________

Décadas de investigación académica han demostrado que los beneficios que se obtienen como resultado de participar en un debate son numerosos.

El debate proporciona experiencias que conducen a habilidades cognitivas y de presentación que cambian la vida.

Además, a través del debate, los estudiantes adquieren beneficios educativos únicos a medida que aprenden y perfeccionan habilidades mucho más allá de lo que se puede aprender en cualquier otro entorno.

Pero ¿Qué es el debate?

Debatir significa ‘luchar’. Hoy, debatir implica una discusión entre dos partes para llegar a una conclusión . Esta habilidad involucra a dos partes (generalmente) que tienen diferentes puntos de vista sobre el mismo tema.

Un ejemplo de debate es cuando hay una persona que cree en Dios y otra no. Podrían estar debatiendo un tema sobre ‘¿Existe Dios?’. Una persona argumentará que Dios existe, mientras que la otra argumentará que Dios no existe.

El ‘ganador’ del debate será la persona que tenga el argumento más convincente sobre si Dios existe o no.

¿Cuál es el propósito de debatir?

Uno de los fundamentos del debate es que ayuda a los estudiantes a expresar sus pensamientos de manera organizada para que otros puedan entender. Debatir se trata de escucharse a sí mismos y a los demás para que obtengan una comprensión más profunda de su argumento y obtengan nuevas perspectivas sobre las cosas, en lugar de creer siempre lo que piensas. 

También el debate tiene como propósito encontrar agujeros en las teorías de los alumnos y señalar sus inconsistencias, para que eventualmente el estudiante desarrolle un argumento más completo que sea persuasivo para los oyentes.

¿Cuáles son los beneficios de debatir?

  • Habilidades de pensamiento crítico mejoradas.

  • Los alumnos adquieren seguridad, pronunciación y habilidades para hablar en público.

  • Mayor retención de los estudiantes de la información aprendida.

  • Habilidades mejoradas de trabajo en equipo y colaboración.

  • Más confianza para defender la verdad cuando una discusión promueve falsedades o inexactitudes.

  • Ayudar a los estudiantes a identificar agujeros en sus teorías y a inventar argumentos más equilibrados.


Habilidades de pensamiento crítico

La importancia del debate en la educación se centra en su capacidad para enseñar a los niños el pensamiento crítico . En un mundo en el que los niños reciben información de forma pasiva, falta el pensamiento crítico, ya que el aprendizaje ya no se basa en los intereses.

Sin embargo, el debate puede agudizar las habilidades de pensamiento crítico de un estudiante y permitirle examinar el tema que se le ha dado. En lugar de aceptar información pasivamente, se ven obligados a perfeccionar sus pensamientos, descartar conceptos y teorías que no tienen sentido y adoptar las que sí lo tienen.

Debatir también les ayuda a cuestionar sus creencias y justificar por qué piensan de cierta manera.


Adquirir mayor seguridad, información, pronunciación y habilidades para hablar en público

Al debatir, el alumno aprende a tener confianza en lo que dice, ya que se ha preparado bien para el tema y lo sabe. Como tal,  también aprende a mantenerse bien con aplomo.

Después de haber debatido durante un tiempo, también el estudiante aprenderá a pronunciar su discurso con confianza y de manera persuasiva.

Tener mejor aplomo y pronunciación significa que sus habilidades para hablar en público mejorarán significativamente . Esto se debe a que hablar mal en público a menudo es en gran medida el resultado de una mala preparación y práctica del tema.

debate-en-el-aula-los-grandes-beneficios-de-este-recurso-didactico

«No levantes la voz, mejora tu argumento»   

Desmond Tutu  


Mayor retención de los estudiantes de la información aprendida

El debate puede aumentar la retención de información de los temas estudiados. Esto se debe a que debatir es un aprendizaje activo basado en intereses que involucra a la mente a fondo.

Las materias que hacen que los estudiantes aprendan activamente tienden a aumentar la retención de información. Por lo tanto, debatir ayuda a los estudiantes a recordar lo que han aprendido por más tiempo que el aprendizaje pasivo o el aprendizaje de memoria.

Mejora las habilidades de trabajo en equipo y colaboración

Se puede ver la importancia del debate en la educación cuando como docente ves la colaboración de los participantes de un mismo grupo para que un debate salga bien de forma natural.

Esto conduce a un gran vínculo de equipo y un trabajo de colaboración divertido.

Más confianza para defender la verdad cuando una discusión promueve falsedades o inexactitudes

Si el alumno ha estudiado muchos temas controvertidos en detalle, puede defender la verdad con confianza cuando se le presione. Este es el beneficio más crucial de debatir.

Los estudiantes aprenderán a defender la verdad sin vacilaciones cuando una discusión en cualquier contexto promueva falsedades.

Ayuda a los estudiantes a identificar agujeros en sus teorías y a inventar argumentos más equilibrados

El papel del debate es ayudarnos a identificar los malos argumentos y refinar las buenas ideas.

Cuando las teorías de un estudiante se prueban y se encuentran deficientes en ciertas áreas, obliga al alumno a refinar su argumento y hacerlo más equilibrado y comprensible. 

En síntesis, los alumnos experimentan mientras aprenden activamente a través de prueba y error 

Debatir puede alentar a los estudiantes a familiarizarse más con las personas a lo largo de sus vidas, ya que han aprendido varios puntos de vista a través de sus debates. Sin lugar a dudas, el debate es un gran recurso didáctico que como docente debes considerar

COMPARTE ESTE BLOG

________

Si quieres dar alguna opinión sobre esta temática
o contarnos alguna experiencia en el aula,
no olvides comentar.